Archivo de febrero/2012

27
Feb

¿Cuanto vale un comportamiento ético? 57.720 dólares

Escrito el 27 febrero 2012 por Alberto Andreu en Competencias RRHH

Eso es lo que vale. Christine Lagarde, Directora del Fondo Monetario Internacional, cobra 53.720 dólares más que Dominique Strauss-Kahn (DSK) su predecesor en el cargo, por comprometerse en su contrato a cumplir unos “elevados estándares éticos”, según publica el Diario El Pais en su edición de 25 de febrero de 2012. El salario anual de Lagarde es de 551.700 dólares (418.000 euros) anuales, de los que 467.940 corresponden a su salario, y 83.760, a gastos por traslado a Washington.

Nada que decir de la cuantía del salario. Lo que me llama la atención son tres cosas:

En primer lugar, sorprende que la “prima por comportamiento ético” frente a su antecesor se cuantifique en 53.720$. ¿Porqué esa cantidad y no otra? Es curioso. Parece como si esa fuese la prima a pagar por un seguro de “escándalos éticos”, prima con la que podría cubrirse un nuevo riesgo reputacional semejante al sufrido con el escandalo DSK. Desconozco si detrás de esta cantidad hay un estudio de alguna compañía aseguradora; si es así, me gustaría conocer la metodología de evaluación y aseguramiento en este tipo de siniestro derivado del riesgo reputacional, porque esa es una de las grandes asignaturas pendientes en la gestion de la reputación.

En segundo lugar, sorprende también que, para garantizar este comportamiento ético, el FMI se vea obligado a pagar más a la nueva directora que a Strauss-Kahn. ¿Acaso piensa el FMI que con esa prima se asegura completamente el riesgo? ¿Cree el FMI que con esa cantidad blinda definitivamente a Lagarde de “caer en tentaciones”? Aunque lógicamente los términos del contrato no se conocen, parece como si, con esa cantidad, el FMI quisiera garantizar que, en caso de escándalo, Lagarde tuviera algún tipo de cláusula de penalización que contemple la devolución de esa cantidad incrementada por algún multiplicador.

Y en tercer lugar, y para mi todavía mas significativo, sorprende que Lagarde acepte cobrar esa cantidad para obligarse a cumplir por contrato unos elevados estándares éticos. La pregunta es obligada: ¿Acaso habría rechazado cumplir esos estándares si no hubiera percibido los 53.720$ anuales? ¿Acaso “necesita” esa cantidad para actuar éticamente?

Estoy convencido de que Lagarde habría aceptado su cargo de Directora del FMI aun sin esta prima económica por comportamiento ético. Por eso, el mero hecho de incluirla en un contrato, me parece una mala señal.

Una mala señal, primero, para el resto de los funcionarios del FMI: aquellos que no cobren prima alguna… ¿ no están obligados a cumplimiento de código ético? O, peor aun… ¿tienen “barra libre” para saltarse “los estandares eticos”?

Una mala señal, después, para todas las instituciones envueltas en la recuperación Economica, desde el Banco Mundial, hasta la Reserva Federal, pasando por la UE: si ellos no cobran extra alguno por un comportamiento ético estricto… ¿a lo mejor pudieran pensar que de ellos no se espera nada de esto, que sus criterios de medida son otros?

Y, en tercer lugar, una muy mala señal también para todos los profesionales que, sin mas prima que su salario, intentan hacer lo correcto cada día, desde su despacho, desde un mostrador de atención al cliente, o desde un puesto de back office. ¿Acaso no equivale a decirles que “esto de la ética importa poco, no está incluido en tu salario, no debes preocuparte por ello y por este motivo no te lo pagamos”?

Mala decisión, pues, del FMI. Y peor síntoma para todos. Si a esta crisis, que mas que económica es de valores, y cuyos costes son incalculables, se la ha de combatir con un arma valorada en 53.720$ anuales, mal vamos. Ay… !qué poco vale la ética!

Te invito a visitar mi blog AlbertoAndreu.com

22
Feb

¡En la república de #Twitter reina Conchi!

Escrito el 22 febrero 2012 por Elena Méndez Díaz-Villabella en Gestión Empresarial, Varios

Este post viene con instrucciones: Antes de empezar a leerlo es imprescindible que veas el vídeo de #Conchifacts…

¿Ya lo has visto? ¿Qué me dices? ¿Todavía crees las redes sociales son una moda pasajera que usan unos cuantos frikis?

A veces tengo la sensación de que este mundo 2.0, es como una corriente subterránea que discurre cada vez con más fuerza, pero que si no la ves, ni te imaginas lo que está pasando.

Muchos viven ajenos a este mundo, viven en su mundo, el de siempre, el que ya conocen. Por pereza, falta de tiempo, miedo, resistencia al cambio o asuntos varios, ni si quiera se acercan a ver lo que está pasando.

Puede que piensen, que ya se pasará, o que es una pérdida de tiempo, ajenos a la corriente subterránea que cada vez es más potente, hace más ruido y aflora cada vez con fuerza.

Esta corriente está cambiando no sólo la forma de comunicarnos las personas, también está derribando y desintermediando modelos de negocio muy poderosos: música, medios de comunicación, publicidad, entretenimiento… y también cambiando la forma de gestionar internamente.

Estamos pasando del modelo “Cadena de Valor de Porter” al modelo planteado en el “Manifiesto Cluetrain”. Los negocios son conversaciones.

Puedes pensar que ésto no va contigo, pero créeme, acabará cambiando no sólo tu vida personal, también la profesional ¿puedes permitirte estar fuera?

¿Pueden permitirse nuestros directivos estar off? Poder, pueden. Pero no deben. Que no te pille el tsunami. Cuanto más niegues la evidencia, más tiempo estás perdiendo. Escucha, aprende y participa.

Si te has quedado con más ganas de Conchi, puedes ver  cómo usa FourSquare, Facebook o el Gesture Search

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar